Quiero emprender, pero no se en qué

Comenzar un negocio es más fácil de lo que imaginas, todo lo que necesitas es determinación, tiempo y algo de trabajo duro para llegar a crear algo que deje marca en el mundo y que pueda cambiar 360° tu vida.

Querer empezar un negocio es algo que ronda en la mente de muchas personas pero que por diferentes motivos en ocasiones se queda únicamente en un deseo que jamás se logra.

Sentirse atrapado en una rueda de hámster con un trabajo de 9 a 5 y haciendo algo que probablemente no te gusta, es un ciclo frustrante pero que muchas personas no se atreven a romper.

Comenzar un negocio es más fácil de lo que imaginas, todo lo que necesitas es determinación, tiempo y algo de trabajo duro para llegar a crear algo que deje marca en el mundo y que pueda cambiar 360° tu vida.

En ocasiones las personas tienen el deseo de empezar un negocio propio, pero las dudas y los posibles escenarios que trae este proceso les aterra y no les permite avanzar.

Actualmente puedes empezar un negocio en línea y generar ingresos de manera rápida y mucho menos costosa que de manera física.

Existen plataformas como Yipaoo que te ayudan a crear un negocio virtual con todas las herramientas que necesitas y un proceso sumamente fácil y al alcance de todos.

Lluvia de Ideas

Para empezar un negocio es necesario dar con una idea.

Si aún no has dado con una idea de negocio y crees que todas las opciones que has pensado son tontas o que no valen la pena, hay algunos pasos que puedes seguir para darle forma a tu idea de negocio:

  • Desconéctate del mundo por un rato

Escoge un lugar donde te sientas cómodo y donde las distracciones del mundo no te afecten, silencia los dispositivos móviles e intenta concentrarte en una hoja de papel que será tu herramienta inicial.

Antes de comenzar vacía tu cabeza de juicios y negatividad, deja a un lado el adulto responsable y tal vez aburrido que existe en ti, ahora acude a tu imaginación y creatividad.

En la hoja de papel escribe todas esas cosas que disfrutas hacer y que demandan de tu energía, por ejemplo, pintar, escribir, programas, diseñar etc, etc.

Escribe tus talentos y habilidades y todas las cosas que puedes hacer de las que te sientes orgulloso.

  • Transmite lo que sabes

Después de que hayas escrito todas esas cosas que sabes hacer y que tal vez te apasionan, en la hoja de papel escribe medios por los cuales podrías compartir lo que sabes hacer.

Puedes optar por clases en línea o presenciales, crear un blog, hacer videos o escribir un libro etc.

  • Junta los pasos uno y dos

En este tercer paso junta las ideas que has escrito anteriormente y así tendrás un posible negocio en potencia.

De este ejercicio puedes obtener ideas como, por ejemplo, dar clases de manualidades, enseñar un idioma extranjero, hacer un blog sobre un tema de tu interés.

En caso de que con este ejercicio aún no tengas claro lo que deseas hacer, no te preocupes, la inspiración es algo que va y viene, puedes acudir al silencio, a caminar en la naturaleza y a seguir desconectado de los dispositivos móviles.

Presupuesto

Después de que tengas una idea deberás buscar una forma para llevarla a cabo.

Pero ¿qué pasa si no tengo mucho dinero para comenzar?

Bueno, esto en realidad es algo bastante común y en ocasiones es el mayor impedimento para que las personas en el camino emprendedor.

Si quieres iniciar un negocio, pero no tienes mucho dinero, la mejor opción es crear un negocio en línea.

Hoy en día muchos emprendedores deciden voltear su mirada al campo virtual, los negocios por internet ahora experimentan un boom debido a la pandemia y a que muchas personas han optado por cubrir sus necesidades y deseos sin tener que salir de casa, por eso las ventas por internet han subido dramáticamente.

Además, esta tendencia continuará aumentando en los años venideros debido a que la necesidad tecnológica seguirá creciendo con el paso de los años.

En Yipaoo puedes encontrar dominios de 99 centavos y crear una página web desde sólo 5 dólares al mes.  

Las plataformas como yipaoo.com son una herramienta increíble para los emprendedores actuales, que no cuentan con un presupuesto alto para empezar a generar ingresos y llevar sus negocios al siguiente nivel.

Tener un negocio virtual es como tener una tienda abierta las 24/7, miles de personas tienen acceso a tu página web y tus productos diariamente, por eso es algo necesario tanto para los nuevos emprendedores como para los emprendedores expertos.

Adicionalmente, leer sobre inteligencia financiera y como empezar un negocio es algo que sin duda alguna te ayudará a tener una visión más clara y a saber enfocar tu energía en las cosas más importantes.

Algunos libros que pueden ayudarte en el camino del emprendimiento son:

  • De cero a uno, Peter Thiel y Blake Masters 
  • El mito del emprendedor, por qué no funcionan las pequeñas empresas y cómo hacer para que funcionen, Michael E Gerber
  • El método Lean Startup, Eric Ries

Estos libros te ayudarán a tener un pensamiento menos limitado.

En caso de que digas que no tienes tiempo o que no te gusta leer, puedes comenzar dedicando sólo 10 minutos de tu día a leer un libro que pueda ayudarte en el camino empresarial, esto es algo que nunca lamentarás.

Ahora, deberás empezar a trabajar.

Algo que comúnmente piensan las personas y que es completamente erróneo, es que los empresarios trabajan menos y que su trabajo es más fácil.

La realidad es que los emprendedores trabajan diariamente y deben poner esfuerzo en sus labores diarias, la diferencia radica en que están trabajando para si mismos y para lograr sus sueños, por eso menos empresarios se sienten inconformes con su vida y su trabajo, en comparación con las personas que prefieren ser empleados.

Para comenzar un negocio es necesario cambiar esos pensamientos negativos y de derrota que todos experimentamos en algún momento cuando pensamos en comenzar algo propio.

Al momento de tener una idea de negocio llegarán esos pensamientos que juzgan y que te dicen que la idea es boba y que probablemente va a fracasar porque las personas no se sentirán interesados en ella.

Estos pensamientos, aunque son naturales y buscan protegerte del fracaso, también te alejan de un posible éxito y satisfacción personal, así que no los bloquees, en lugar de eso reemplázalos por ideas positivas, por ejemplo, en caso de que pienses, “voy a fracasar” intenta cambiarlo por cosas como “puedo tener éxito”.

  • Comienza a trabajar

Como el idear es sólo una parte del proceso, necesitarás ponerte a trabajar, comienza a crear las bases para tu negocio, haz investigación y ejecuta tu idea.

  • Investiga

Investigar es importante para conocer los pensamientos y deseos de las personas, habla con tus allegados y con personas que podrían convertirse en tus futuros clientes.

  • Escucha

En el proceso de investigación deberás escuchar atentamente a las personas.

Presta atención a las cosas que los apasionan o que los emociona de verdad, eso sabrás identificarlo por medio del tono de voz.

Además, presta atención a esas cosas que no les interesa o que encuentran aburridas.

Todo esto será importante para tu negocio.

Busca clientes potenciales

Cuando ya hayas recorrido el camino para definir la personalidad y expectativas de tu negocio, deberás comenzar a crear una lista de primeros clientes.

Las personas a las que deberás recurrir primero son amigos y familiares.

Tu familia y amigos pueden servir de apoyo en una etapa temprana donde tu idea apenas está rompiendo el cascarón, ellos pueden ayudarte a hacer el proceso del voz a voz y conseguir poco a poco una clientela más amplia.

Habla de tu idea

Si estás convencido de que tu idea es buena y puede hacer un cambio o tener un impacto, habla de ella, comparte tus metas y como pueden solucionar una necesidad o un problema.

Haz promoción de tus productos, pero siempre guarda un poco sólo para ti, todas las grandes empresas guardan sus recetas y procesos únicos cautelosamente.

Retroalimenta tus procesos

Seguramente si has creado algo que sirve y que las personas encuentran útil, seguirás teniendo nuevos clientes que vienen recomendados por alguien que ya probó lo que ofreces.

Si esto no ocurre es porque alguna parte del proceso no está funcionando.

Para esto escucha a tus clientes y ten en cuenta sus opiniones, pero aprende a diferenciar las criticas constructivas de las destructivas.

Mejora constantemente

Las empresas que crecen y perduran son esas que evalúan sus procesos y que se adaptan a las necesidades.

El mundo se mueve rápido y debes estar preparado para innovar y ofrecer lo mejor, si quieres sobrevivir en un mercado competitivo como el actual.

Invierte en la virtualidad

No subestimes el poder del internet, invierte tiempo en las redes sociales de tu negocio, interactúa con tus clientes por esos medios, mezcla el humor con tips y consejos de interés general que sirvan como pequeños actos de cariño hacia tus clientes.

Y finalmente, ¡crea un sitio web!

Este punto tiene un énfasis importante porque es una herramienta que traerá mejor rendimiento, proyección y crecimiento para cualquier proyecto que inicies.

Acude a plataformas económicas que brindan seguridad de punta a punta, que personalizan todo tu contenido y que hacen el proceso de crear una página web algo sencillo, nuestro recomendado es yipaoo.com, en menos de una hora tendrás un negocio virtual capaz de llevar tus ideas al siguiente nivel.

Publicidadspot_imgspot_img

Lo último