Estas son las ventajas y desventajas de vivir en la ciudad de Panamá

La economía dolarizada de Ciudad de Panamá es una de las razones por la que muchos quieren emigrar allí. Sin embargo, también tiene desventajas como la imposibilidad de una doble ciudadanía que debes tener en cuenta si quieres mudarte a esta urbe.

Panamá y específicamente su capital la Ciudad de Panamá, se ha posicionado como uno de los mejores destinos de Latinoamérica para emigrar. Especialmente por su estilo de vida, teniendo precios muy asequibles comparado con otros en la región.

De este modo, en la ciudad, se puede disfrutar de un estilo de vida urbano de clase mundial a precios razonables, con una gran variedad de condominios, restaurantes y entretenimiento, especialmente en distritos de la ciudad como San Francisco, Avenida Balboa y Costa del Este.

Incluso, por otra parte, Panamá sigue ocupando el primer como el mejor destino para jubilarse, ya que ofrece políticas de inmigración fáciles para muchas nacionalidades, descuentos especiales para jubilados, así como atención médica de costo razonable, con atención de primera clase.

Si embargo, como cualquier otro lugar en el mundo tiene sus pros y sus contras. Por eso en Q’ Pasa te contamos cuáles son las ventajas y desventajas de vivir en la Ciudad de Panamá.

Ventajas

Seguridad

Aunque no es una sociedad exenta del crimen y de hechos delictivos, en la Ciudad de Panamá si se respira un aire de seguridad y tranquilidad.

Numerosos latinoamericanos han encontrado en la capital panameña el domicilio feliz y carente de violencia crónica que buscaban para la seguridad de su familia.

De hecho, Panamá como país, es catalogado como uno de los más seguros de la región, con índices de criminalidad más bajos que muchas otras naciones latinoamericanas.

Su tasa anual de homicidios estimada en 18% (dieciocho homicidios por cada cien mil habitantes), según cifras del Sistema Nacional de Estadísticas Criminales de esa nación y avaladas por el Banco Mundial.

Ubicación

Otro factor determinante en cuanto a la adaptación es la ubicación estratégica que tiene la capital de Panamá. Se puede decir que no está demasiado lejos de ningún destino del continente americano. Así que el inmigrante no se siente tan lejos de casa.

Asimismo, su excelente ubicación hace que sea fácil viajar de manera eficiente, el Aeropuerto Internacional de Tocumen es un centro de conexiones importantes en América, con vuelos directos a muchos destinos en el mundo.

Facilidad para obtener residencia

Otro de los mayores atractivos de este destino es su disposición a recibir y brindar buenas oportunidades a los ciudadanos extranjeros.

- Patrocinado -

El gobierno panameño cuenta con una gran variedad de visados que permiten residenciarse en Panamá de forma legal.

Entre estas se destacan: Visas por trabajo, visas por adquisición de inmuebles, visas de países amigos, de jubilados y más.

Gracias a esto, obtener una residencia para vivir en Panamá de manera legal es algo bastante sencillo, lo que convierte al país y por ende a su capital en una estupenda opción para emigrar.

Estabilidad económica

La sólida economía de Panamá está fundamentada en el dólar americano, que es la moneda oficial del país. El balboa, la moneda propia de Panamá, equivale en tamaño y en valor al dólar americano. De modo que el uso cotidiano de ambas, intercambiables, por demás, es frecuente y normal.

Esto significa una enorme ventaja económica para muchos inmigrantes, quienes deben realizar envíos internacionales de fondos (remesas) para ayudar al sostenimiento de sus familiares, en los respectivos lugares de origen.

Inclusive, la economía del país ha sido considerada como la segunda economía de mayor crecimiento en América Latina, según el Foro Económico Mundial (World Economic Forum).

De acuerdo con los expertos, este país mantendrá a futuro un dinamismo económico importante. Por el momento, cerró el 2021 con un crecimiento de 12.5% lo que en términos monetarios representa cerca de 40 mil millones de dólares.

Costo de vida

Si bien la Ciudad de Panamá puede ser el lugar más caro del país, sigue siendo mucho más costo-eficiente que vivir en una ciudad grande de Estados Unidos, Canadá o Europa, ya que tiene precios de alquiler, alimentación, salud y costos de transporte aún más bajos.

Depende también del estilo de vida de cada persona, y también de la ubicación. Pero, desde el 2019 hasta el presente, y posiblemente en el futuro cercano, los precios de alquiler en la Ciudad de Panamá están más bajos de lo habitual.

Esto se debe a muchos factores económicos, pero principalmente la oferta de propiedades en alquiler y en venta en el mercado ha aumentado en comparación con la demanda.

De igual forma si lo que desea es adquirir una propiedad en la Ciudad de Panamá depende de dónde se encuentre ubicada y si es nueva o no, los precios en el mercado actual pueden variar entre $170.000 a $250.000 para un apartamento de 2 habitaciones, o de $190.000 a $300.000 para uno de 3 habitaciones.

Residencia legal fácil de obtener

Por otra parte, los extranjeros son más que bienvenidos y esto es uno de los motivos por los que vale la pena considerar mudarse a Ciudad de Panamá como una opción para emigrar.

Generalmente para poder establecerse en otro país se debe tener un empleo y un contrato para poder obtener una visa de residencia o bien, hay que casarse o tener familia directa como padres.

Para el caso de este país centro americano, hay muchas más opciones de visas para obtener la residencia entre ellas, visas de trabajo, por inversión en bienes inmuebles, jubilado o pensionado, visa de países amigos y más.

Tal es el caso que la visa de países amigos es la más solicitada en Panamá, pues en su lista se encuentra más de 50 territorios que pueden solicitarla como: Argentina, Andorra, Chile, Costa Rica, España, México, Paraguay y Uruguay. Ya que con este documento se le permite al solicitante trabajar legalmente.

Desventajas

Clima

Las estaciones del año están marcadas por la diferencia en la precipitación, la Ciudad de Panamá se caracteriza por una estación seca – que tiene una duración de cuatro meses – que va de enero a abril y una estación lluviosa – que tiene una duración de ocho meses – que va de mayo a diciembre. La Ciudad de Panamá se encuentra a lo largo de la costa del Pacífico que es la costa menos lluviosa del país para el que la precipitación media anual es de alrededor de 1.900 mm.

Los meses más lluviosos son los de octubre y noviembre. Los días de lluvia anuales son 131 en total, durante la temporada de lluvias se tienen en promedio entre 20 y 15 días de lluvia al mes, mientras que en la estación seca los días de lluvia al mes son sólo 2 o 3 por mes. Debido a la alta humedad y al clima subecuatorial el cielo de la ciudad es a menudo nublado, las horas de sol son 1.743 por año.

Las temperaturas mínimas medias son estables entre 22 ° C y 23 ° C. Las temperaturas máximas medias varían entre 32 ° C y 29 ° C. Por lo que en la época de calor se hace necesario contar con un aire acondicionado, lo que aumenta el valor de la energía.

Movilidad

El transporte público en la Ciudad de Panamá puede ser una molestia a veces. La red urbana e interurbana de autobuses es limitada en su alcance y demasiado irregular en su funcionamiento, lo que dificulta moverse de manera eficiente en las horas pico.

Por lo que, si bien la ciudad es muy atractiva, moverse en ella puede ser un poco complicado. Debido a ello, contar con un vehículo propio es la mejor alternativa para movilizarse, así que esto puede aumentar un poco el presupuesto al vivir aquí.

Tensión por la llegada masiva de extranjeros

La llegada masiva de extranjeros a Panamá, en los últimos años, ha sido percibida por una parte importante de la población local como un fenómeno social poco favorable para el país. La entrada de venezolanos, por ejemplo, es para muchos panameños “invasiva”.

Esto se ha observado desde 2015, cuando los venezolanos pasaron a ser la comunidad mayoritaria de extranjeros con visas aprobadas, desplazando a los colombianos, ahora en la segunda posición, seguidos de los españoles, los italianos y los estadounidenses en el tercer, cuarto y quinto puesto de inmigrantes en número significativo en el istmo.

Así las cosas, el impacto de los extranjeros en el sector inmobiliario, en la ocupación de puestos de trabajo e, incluso, en la inversión, ha creado una tensión entre la población nativa, que siente amenazado su estándar de vida.

Esta molestia se evidencia en ciertos sentimientos anti inmigratorios que se expresan en privado, pero también a viva voz en los medios de comunicación, en los foros políticos, en los medios sociales y hasta en la calle.

Es muy probable que algunos recién llegados, ajenos a este clima de conflictividad entre panameños y extranjeros, se vean señalados e involucrados antes de entender los orígenes de la tensión.

Doble ciudadanía

Panamá no acepta la doble ciudadanía. Esto quiere decir que para que un extranjero adquiera la ciudadanía panameña, debe firmar un documento en el cual renuncia a su nacionalidad de origen.

De lo contrario, sólo podrá residir permanentemente como extranjero. Es importante precisar, sin embargo, que los extranjeros tienen en Panamá los mismos derechos civiles que los nacionales, excepto el derecho al voto y al ejercicio de cargos públicos.

Oportunidades laborales reservadas para panameños

Esta es quizás una de las desventajas más importantes ya que Panamá posee una legislación que prohíbe a ciertos profesionales extranjeros el ejercicio de su profesión en su territorio.

Por este motivo, la gran pregunta que se hacen los extranjeros que emigrar a Panamá es si pueden o no ejercer su profesión o cuales son las profesiones reservadas para panameños.

En Panamá el número de profesiones reservadas para los nativos o protegidas o que no pueden ser ejercidas por extranjeros es alto. Esta limitación encuentra su sustento legal en la constitución.

De modo que profesiones como la ingeniería, la odontología, el derecho, la enfermería, entre muchas otras, no pueden ser ejecutadas por los expatriados.

Por ejemplo, en el caso de la arquitectura e ingeniería la Ley señala que solo podrán ejercer las profesiones de arquitectura e ingeniería en el territorio panameño, aquellos profesionales que cuentan con Certificado de Idoneidad expedido por la Junta Técnica de Ingeniería y Arquitectura.

No obstante, aunque la Ley reconozca el otorgamiento del certificado de idoneidad a extranjeros en la práctica no es tan fácil contratar un ingeniero extranjero para que labore en una obra en Panamá.

Además, la Ley obliga a que, en caso de contratación de extranjeros, autorizada por la Junta Técnica para periodos mayores de doce meses, la empresa o entidad pública autorizada contrate a un profesional panameño de modo que pueda sustituir al extranjero al vencimiento de su periodo.

Es decir que, aunque es posible obtener la idoneidad siendo extranjero, la contratación demanda otro proceso que en muchas ocasiones y dependiendo de la demanda existente puede resultar más costoso al empresario, lo que obviamente reduce las oportunidades de contratación.

Publicidadspot_imgspot_img