Angely Gaviria protagonista de “Siempre Bruja” nos cuenta su historia

316

Una producción colombiana original de Netflix que le apuesta al talento juvenil colombiano y sobre todo a la raza afrodescendiente, tal y como le expresó la protagonista Angely Gaviria que desde los 17 años se adentró en el mundo de la actuación por pura casualidad porque no estaba entre sus planes.

Ser señorita afrodescendiente a los 16 años fue lo que la llevó a radicarse en la ciudad de Bogotá con su familia, mientras Angely modelaba, su mamá que es enfermera cuidaba de un anciano, lo que no sabían era que su jefe era libretista en RCN y el 31 de diciembre en plena celebración de año nuevo Angely le pasa su hoja de vida “ la típica  hoja de vida normal que uno hace, la sencillita”.

A los pocos días la empezaron a llamar para realizar los registros de Casting y luego de muchos filtros quedó elegida para darle vida al papel de “Julia” en la producción Pambelé;  a pesar de que no tenía ninguna experiencia como actriz y su estudio de actuación fue básico y quedó inconcluso, Angely se arriesgó y lo logró, aunque no fue fácil, “en los ensayos yo  lloraba, casi me cancelan el contrato porque no daba para el personaje, pero bueno, me puse pilas y lo logré”.

“Me siento súper orgullosa de llegar hasta aquí donde estoy”, dijo Angely al preguntarle sobre el protagónico en Siempre Bruja, nos confesó que la primera escena del casting la grabó con su celular desde Cartagena y pasó por muchos inconvenientes que le hacían pensar en desistir de la idea, en medio de su desespero e incluso cuando sentía que eso no era para ella, fueron sus padres quienes la animaron para que sacara el casting adelante; al principio cuando envió su registro  para protagonizar a Carmen, fue rechazada, pero aún así, Netflix la quería para su proyecto aunque fuera en otro personaje, pero una vez las productoras Juliana y Liliana la vieron en Persona retomaron la idea inicial de que fuera Angely, la que le diera vida a Carmen, con su sello afrodescendiente.

Pambelé , 20-91 y los  morales, son las producciones en las que ha participado Angely, quien Además del modelaje y la actuación, también le gusta cantar alabanza cristiana y bailar, “ yo bailo lo que sea, yo bailo lo que me pongan, soy de todito “. Leer, preguntar y contextualizarse sobre la esclavitud y el trato hacia las mujeres  en Cartagena  en el siglo XVII , fueron las mayores armas que Angely tuvo para preparar su personaje.

“no pueden ver a un negro porque un negro roba”, ahora con su participación como afrodescendiente protagonista,  Angely espera que las productoras los sigan teniendo en cuenta para los papeles importantes y no solo para roles secundarios como acostumbramos ver.        

“Luchar por lo que quiero, pero antes que nada, amarme a sí misma, y de hecho es el mensaje que le doy a las chicas en especial”, así se expresó Angely a la hora de contarnos que fue lo que más aprendió de Carmen. Ahora entre risas Angely dice estar muy emocionada por cómo se está tornando su vida profesional con nuevas propuestas para Proyectos en New York, “Gracias Netflix por tanto”.