Publicidad

Cada vez se empeora más la salud de Putin 

Fuentes cercanas a Putin, cuentan que desde hace un tiempo se ha especulado sobre su estado de salud y si podría o no continuar al frente de la guerra contra Ucrania

Sigue aumentando las versiones del mal estado de salud del presidente de Rusia Vladimir Putin.

Esto, estaría preocupando a su círculo cercano porque al parecer habría sufrido una «crisis nerviosa». 

Lo anterior, se habría dado después de cambiar de medicamento más fuerte contra el cáncer. 

Según las fuentes, esto se produce mientras crecen las especulaciones de que se utilizó un doble de cuerpo para mostrar al inquilino del Kremlin,  

«Ahora se está sometiendo a un tercer tratamiento», declaró el analista político Valery Solovey, antiguo profesor del prestigioso Instituto de Relaciones Internacionales de Moscú. 

El canal de telegramas General SVR, que también afirma periódicamente conocer desde dentro el estado médico de Putin.

La red social afirmó que el preidente está «la mayor parte del tiempo bajo el control de los médicos”. 

Según su círculo cercano habría sido el martes cuando se produjo la crisis nerviosa.  

«Putin no respondió a la llamada a la puerta, los intentos de determinar lo que ocurría por otros medios no dieron resultado», aunque después la situación se habría estabilizado. 

El rumor ya venía sonando 

Uno de los medios británicos que ha adelantado varios trabajos de investigación sobre el tema es el diario The Sun, que recientemente citó al analista político y ex funcionario del Kremlin, Valery Solovei. 

- Patrocinado -

Este aseguró que el mandatario padece de Parkinson y de una enfermedad adicional con grave pronóstico: un cáncer. 

“El segundo diagnóstico es mucho, mucho más peligroso que el primero, ya que el Parkinson no amenaza el estado físico, sino que limita las apariciones públicas. Pero hay un diagnóstico fatal”, reseñó The Sun. 

Por su parte, el instituto de investigación, Robert Lansing, aseguró que la salud de Putin empeora en forma acelerada generando dudas sobre si es capaz de mantenerse en sus funciones. 

El centro de investigaciones obtuvo información de los grupos de presión rivales del Kremlin, quienes aseguraron que en noviembre de 2020 el presidente ruso estaba pasando por situaciones de salud física y mental. 

Pero, no fue hasta septiembre de 2021 cuando los síntomas comenzaron a hacerse más evidentes. 

Las señales que se venían dando 

Los reportes sobre el agravamiento de la salud de Putin se han avivado en medio de su escasa presencia mediática durante el desarrollo de la invasión de las tropas rusas en Ucrania. 

Algunos especialistas consideran como señales evidentes detectadas durante sus escasas apariciones públicas. 

A mediados del mes de abril del año pasado, el mandatario fue visto tratando de controlar un temblor en su mano derecha durante un encuentro con el presidente bielorruso, Alexander Lukashenko. 

- Patrocinado -

El centro de Investigaciones Lansing documentó imágenes del presidente dando discursos que “lo muestran con el brazo derecho descansando casualmente sobre un atril”. 

Según la investigación adelantada por el instituto, los síntomas visibles de la enfermedad indican que en este momento se encuentra en etapa tres. 

Sus efectos secundarios  

En marzo de este año, un reporte de inteligencia de la agencia Five Eyes aseguró que los medicamentos contra el cáncer que toma Putin afectan su estado mental.  

Creen que su cara y cuello hinchados podrían ser un efecto secundario del uso prolongado de esteroides. 

De acuerdo con la investigación del centro Lansing, el mandatario ruso ha sido tratado por varios médicos desde el año 2019. Incluso algunos de ellos lo han acompañado en sus viajes. 

Lansing precisó que en la lista de especialistas figuran un oncólogo especializado en cáncer de tiroides, neurocirujanos, un especialista en lesiones de la médula espinal. 

Asimismo, hay un especialista en patologías de la columna vertebral, la médula espinal y tumores. 

Sobre este último dato coincidió el Washington Examiner, medio que aseguró que el presidente ruso “recibió en secreto visitas de un médico especializado en cáncer de tiroides 35 veces durante cuatro años”. 

De acuerdo con una investigación adelantada por el medio ruso The Project y publicada el Washington Examiner “Putin se sometió en secreto a una cirugía adicional el otoño pasado”. 

El Examiner señaló también que el informe afirmaba que el líder ruso “había comenzado a bañarse en sangre de astas de venado”.  

Según la información citada por Infobae, “las astas fueron cortadas de los animales en la primavera, cuando los cuernos estaban suaves y llenos de sangre”. 

  • Imagen de portada tomada/ tn.com.ar
Publicidadspot_img
Publicidad