¿Cómo se puede comprar una isla privada en el Caribe?

La región localizada al sureste de Norteamérica, al este de Centroamérica y al norte de Suramérica, es una de las zonas más cotizadas para tener una propiedad, pues para nadie es un secreto que los vibrantes paisajes, culturas e historias, hacen a este punto un lugar ideal para vivir. Por ello, en Q’PASA te contamos cómo se puede comprar una isla privada en el Caribe.

Por lo general, se conoce que tanto celebridades como magnates y figuras políticas, poseen islas privadas para escapar un poco de la monotonía y de los fotógrafos insistentes. Aunque estas islas pueden ser excesivamente costosas, hay otras que entran mucho más a los presupuestos de aquellos que no son tan famosos.

Lo primero que debes saber es que el número de islas privadas a la venta en el Caribe son muy limitadas, pues esta región es una de las más atractivas para tener un sitio de “escape” cuando llega el invierno. 

Y lo segundo, es que en Las Bahamas hay mayores posibilidades que puedas adquirir una propiedad de este tipo, dado que cuenta con más de 700 islas y cayos, los cuales, algunos, aún siguen desiertos.

Tal vez te preguntes, ¿Cómo se puede comprar una isla privada en el Caribe? Acá te contamos:

  1. Escoger la ubicación

Aunque parece obvio, la ubicación también determinará qué tan factible será la adquisición y cuál será el costo de la isla. Estas extensiones de tierra tienen una gran variedad de precios.

Por ejemplo, según el sitio web Vladi Private Islands, una isla privada en América Central puede tener un precio desde US$499.000 hasta US$20.000.000. Todo depende del tamaño y de la nación donde esté el cayo.

  1. Aprobación del Gobierno 

Algunos países son un poco celosos cuando algún extranjero quiere comprar una de sus islas, por ello, será necesario iniciar el papeleo de los títulos de propiedad con el Gobierno lo más pronto posible, pues el proceso puede tardar un poco. 

  1. Obtener una hipoteca y realizar el depósito 

De acuerdo con el portal How Stuff Works, en la mayoría de los casos se requiere de un depósito del 10% para poder comprar una isla privada. Además, también se debe adquirir una “hipoteca jumbo”, la cual es un préstamo que supera los límites establecidos; se conoce que este tipo de deudas son de un riesgo demasiado elevado.

  1. Invertir en la isla

Una vez ya la isla sea tuya, podrás invertir en ella. Te recomendamos que antes de cerrar el trato realices un arduo trabajo de investigación sobre las condiciones ambientales del lugar, los servicios públicos que hay en el territorio y las reparaciones pertinentes que se deben realizar. Así podrás organizar y ajustar un presupuesto realista en tu nueva propiedad.

Lo último




Cerrar