Las embarradas de Iván Duque durante su gobierno

Según analistas, Duque deja un país en el que han ocurrido graves hechos de violencia, con el fenómeno no resuelto del asesinato de líderes sociales y un enorme descontento social.

El Gobierno del presidente Iván Duque está en su recta final. Faltan tres días para que Duque, quien llegó al cargo más importante del país a pesar de su poca experiencia.

Tras cuatro años en la Presidencia de Colombia, entre 2018 y 2022, Duque deja un país en el que han ocurrido graves hechos de violencia, con el fenómeno no resuelto del asesinato de líderes sociales y un enorme descontento social.

El analista Camilo Prieto, profesor asociado del Departamento de Relaciones Internacionales de la Pontificia Universidad Javeriana de Bogotá, dijo que el país “está en una situación absolutamente dramática debido a los problemas de seguridad que existen”.

Prieto, le dijo a CNN que «no hay absolutamente ninguna reforma, ninguna política que uno pueda destacar en este tiempo» en el Gobierno de Duque.

Hoy desde Q’Pasa, te contaremos algunas de las embarradas o malas decisiones tomadas por el presidente Iván Duque, durante sus cuatro años de gobierno.

Su pésima gestión en el posconflicto

Una de las situaciones más desafiantes que deja Duque es una Colombia marcada por la violencia.

Durante su gestión, desde agosto de 2018 hasta junio de 2022, fueron asesinados 930 líderes sociales y defensores de derechos humanos.

Camilo González Posso, director de Indepaz, una organización no gubernamental que investiga los hechos de violencia en el país dijo que, “No se implementó el acuerdo de paz de manera integral y eso está permitiendo el resurgimiento de violencia de una forma grave, sobre todo recomposición de grupos armados”.

Según un informe de Human Rights Watch de 2021, muchos de quienes se sometieron a la voluntad de paz están a merced de la violencia y los mecanismos de protección del Ejecutivo presentan “graves deficiencias”.

Protesta social

Una crisis social estalló en abril de 2021 con la fallida reforma tributaria que hizo salir a millones de personas a las calles varias ciudades del país.

Si bien la administración de Duque la retiró, esta fue una oportunidad para que se ampliaran las manifestaciones por motivos más subyacentes, en un país que no solo estaba sitiado por la violencia, sino por la desigualdad social.

- Patrocinado -

Según los analistas, la respuesta que se le dio a la crisis social ha sido de inequidad y de «favorecer a los sectores más poderosos» diciendo que esta puede ser la respuesta a la crisis.

Las criticas a las acciones militares

La violencia en el país no solo se ha dado a mano de los grupos armados ilegales.

Durante el mandato de Duque se han denunciado varias veces ataques del Ejército a civiles, que el Gobierno ha justificado diciendo que son blancos legítimos porque esconden «terroristas».

Uno de esos escándalos le costó el puesto a su primer ministro de Defensa, Guillermo Botero, en noviembre de 2019, cuando se denunció que ocho menores murieron en un bombardeo del Ejército contra organizaciones criminales en Caquetá, en el occidente del país.

En dos ocasiones congresistas debatieron la moción de censura del ministro de Defensa saliente, Diego Molano: primero en mayo de 2021 tras las denuncias de abusos de miembros de la Fuerza Pública en las protestas.

Luego del bombardeo a un campamento de disidentes guerrilleros en el que murieron niños en marzo de ese año, y en mayo de este año por un operativo militar en Putumayo en el que murieron civiles, incluyendo un menor de edad. Ninguna de las mociones prosperó.

‘Ñeñepolítica’

El escándalo mayor que ha sufrido Duque en su Presidencia, llegó de la mano de la revelación del papel del narco asesinado en Brasil, en 2019, José ‘Ñeñe’ Hernández.

Interceptaciones a su teléfono personal, dan cuenta de supuestos aportes a campaña de Duque, provenientes de orígenes dudosos.

Sin embargo, lo más grave, aseguraría que se compraron votos para que Duque saliera vencedor en la segunda vuelta de las elecciones de 2018.

Duque asegura que no conoce al Ñeñe Hernández, pero múltiples fotografías y mensajes, dan cuenta de su amistad.

La ‘narcofinca’ de embajador en Uruguay

El 28 de febrero de este año, un operativo de las autoridades a la finca de Fernando Sanclemente, embajador de Colombia en Uruguay, designado por Duque, abrió un escándalo a nivel latinoamericano.

En la finca del diplomático al servicio de Duque, se encontró un laboratorio de cocaína.

Y que el embajador aseguró que no era suyo, a pesar de que estaba en sus predios.

Duque no se pronunció sobre los hechos.

Ejército ‘chuzador’

La investigación de la Revista Semana dio cuenta de cientos de carpetas sobre interceptaciones y seguimientos ilegales a cientos de civiles, periodistas y políticos colombianos.

 Denominadas ‘chuzadas’. Nuevamente, no hay quién responda por estos hechos desde el Gobierno Nacional.

  • Imagen de portada tomada/ twitter.com/elespectador
Publicidadspot_imgspot_img