¿Cómo es la vida en la República Checa? Esta es la guía completa para inmigrar al país

El país de Europa Central es reconocido por ser una nación con castillos adornados, ricas cervezas y un gran índice de vida para sus ciudadanos y residentes. Este indicador se ubica por encima del promedio de empleos e ingresos; bienestar subjetivo (felicidad); equilibrio entre vida laboral y personal; educación y habilidades; conexiones sociales, y seguridad personal.

El sistema educativo de República Checa es uno de los más completos y excelentes respecto a lectura, matemáticas y ciencias, donde el estudiante promedio obtuvo 491 puntos en el Programa para la Evaluación Internacional de Estudiantes (PISA). 

Además, el 74% de las personas entre los 15 y 64 años de edad, gozan de empleos remunerados, lo cual se ubica por encima del promedio de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). 

Si buscas un país que ofrezca grandes oportunidades y que aparte de todo, te permita mantener un balance entre tu vida laboral y personal; deberás mudarte a la nación europea. En Q’PASA te dejamos la guía completa para inmigrar a República Checa.

Proceso

Debes tener en cuenta que por la contingencia sanitaria que se está viviendo por el covid-19, a algunos países que no hacen parte de la Unión Europea, se les ha prohibido entrar para evitar que la cadena de contagios se siga extendiendo. 

Para mediados de 2020, se pensó en permitirle la entrada a 54 países, luego esta lista se redujo a 15, la cual a su vez, disminuyó a siete. Los residentes de las naciones que tienen permitida la entrada a República Checa son: Australia, Canadá, Japón, Nueva Zelanda, Corea del Sur, Tailandia y Túnez.

En caso de que quieras migrar hacia Chequia, y tu país de residencia no esté incluido en las excepciones, este proceso también te servirá cuando vuelvan a abrir las fronteras: 

  1. Aprende checo

Antes de buscar un empleo, es fundamental que manejes bien el checo, ya que este es el idioma oficial de República Checa. Si consideras que aún debes mejorar en este lenguaje, te recomendamos que tomes clases, para que así tu vida en la nación europea sea mucho más sencilla.

  1. Realiza tu Hoja de Vida

La hoja de vida la puedes diligenciar en inglés si buscas un empleo donde no se requiera hablar checo, pero, si lo que quieres es un trabajo donde sí se necesite de un profesional que maneje el idioma, deberás desarrollar tu CV en esta lengua.

A diferencia de otras hojas de vida, las de República Checa no suelen llevar fotografía y se requiere que sean lo más breves posibles; es decir, deberás tratar de condensar toda tu información académica y laboral en una sola página. En caso de que tengas varios títulos y certificaciones, podrás ocupar dos páginas.

¿Cómo conseguir un empleo?

  1. Busca un empleo

Cuando ya hayas realizado tu hoja de vida, será el momento idóneo para buscar tu primer empleo en República Checa. 

Puedes optar por las bolsas de empleo virtuales como Linkedin, o si buscas un portal que te ayude directamente en Chequia, puedes acudir al portal de empleo para extranjeros de la nación, la cual fue realizada por la Consejería checa de extranjería. Allí recopilan todas las ofertas laborales para los expatriados.

En tal caso de que quieras acudir a una agencia de empleo, puedes postularte a las empresas europeas Adecco.cz, Synergie, Grafton.cz o Axial.cz.

Recuerda que para poder inmigrar por medio de una visa de empleo, será vital que hayas encontrado un trabajo o que estés a punto de firmar tu contrato antes de empezar a solicitar la visa.

  1. Solicitar la tarjeta azul o la tarjeta de trabajo

Cuando ya hayas obtenido una oferta laboral y un contrato, deberás solicitar la tarjeta azul por medio del formulario que está en la página oficial del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales de la República Checa.

Debes tener en cuenta que esta tarjeta se solicita si eres un trabajador altamente cualificado (con título universitario), el cual concretó un contrato laboral de un mínimo de un año.

Los requisitos para poder solicitar la tarjeta azul son:

  • Pasaporte válido, que no esté próximo a vencer y que tenga mínimo dos páginas en blanco.
  • Dos fotografías tipo pasaporte recientes.
  • Prueba de alojamiento en República Checa.
  • Contrato de trabajo.
  • Certificados o copias con autenticación en notaría de tus títulos universitarios. Estos deben ir acompañados de una traducción profesional al checo.
  • Seguro médico.
  • Antecedentes penales traducidos al checo.

En caso de que no requieras de la tarjeta azul, lo más probable es que necesites la tarjeta de trabajo. Deberás contar con los siguientes documentos para solicitarla:

  • Documento de viaje válido.
  • Dos fotografías tipo pasaporte recientes.
  • Confirmación de alojamiento.
  • Costo de la visa.
  • Contrato de trabajo o convenio.
  • Documentos que certifiquen que posees estudios, habilidades y experiencia en el puesto que vas a ocupar.
  • Antecedentes penales con traducción profesional al checo.
  • Informe médico con traducción al checo.

Tipos de visa

  1. Solicita la visa

Al ser un ciudadano que no pertenece a ninguna nación de la Unión Europea, deberás solicitar una visa para poder migrar hacia República Checa. En la nación hay tres tipos de permisos:

  • Visa Schengen de corta duración: Esta visa es válida en la zona Schengen hasta por una duración de 90 días. Esta se debe solicitar cuando se quiere vacacionar, realizar negocios, ir a algún evento cultural o deportivo, realizar una investigación científica, empleo, formarse académicamente (que no sea mayor a una estancia de tres meses) o cuando vayas a hacer una conexión en el aeropuerto de la nación europea.

Requisitos:

  • Pasaporte válido.
  • Una foto tipo pasaporte.
  • Seguro médico de viaje.
  • Datos biométricos.
  • Documentos que prueben el propósito del viaje.
  • Comprobante del alojamiento.
  • Certificado financiero que compruebe que te puedes mantener durante tu estancia.
  • Tiquetes de regreso hacia tu país de origen.
  • Visa de larga duración: Esta visa es para personas que deban estar en República Checa por un tiempo mayor a noventa días. Además, se debe solicitar un permiso de residencia para poder estar en la nación legalmente.

Requisitos:

  • Diligenciar el formulario en línea.
  • Pasaporte válido que no esté próximo a vencer.
  • Seguro médico de viaje.
  • Datos biométricos.
  • Copia con antecedentes penales que esté traducido al checo.
  • Documentos sobre estancia y el motivo del alojamiento.
  • Certificado bancario que demuestre que podrás mantenerte en el país.
  • Visa de largo plazo con el fin de obtener un permiso de residencia: Esta visa es válida hasta por seis meses y es ideal si una persona tiene intenciones de quedarse por un largo periodo en Chequia. 

Si tienes cónyuge y/o familia que dependan de ti y que deseen unirse a este viaje, deberán solicitar una visa Schengen; una vez estén en tierras checas, podrán solicitar el permiso de residencia.

  1. Permiso de residencia

Deberás solicitar un permiso de residencia para poder estar más de 90 días en el país. Este te permitirá vivir hasta más de un año en el territorio checo. Los documentos que deberás presentar son:

  • Pasaporte válido que no esté próximo a vencer.
  • Comprobante de alojamiento.
  • Una fotografía tipo pasaporte.
  • Certificado financiero.
  • Seguro de salud.
  1. Obtén un seguro de salud

Es recomendable adquirir un seguro médico privado en tal caso de que presentes algún problema de salud durante tu estancia. Debes verificar que este tenga cobertura en la nación y cuál es la póliza anual y vitalicia que ofrece.

Opciones para los recién llegados

  1. Compra una propiedad

En caso de que te hayas mudado a República Checa y quieras comprar una vivienda, te contamos que gracias a tener el permiso de residencia, podrás adquirir una.

Para comprar una casa deberás presentar: identificación y/o pasaporte válido, dos fotos, certificado de seguro médico y declaración jurada que indique que tienes fondos suficientes para poder pagar la propiedad.

  1. Abre una cuenta bancaria

Cuando ya estés instalado en el país, podrás abrir una cuenta bancaria. Tan solo necesitarás: prueba de identidad, prueba de domicilio y fondos disponibles para realizar un depósito en tu nueva cuenta. Por lo general, los bancos piden que este monto sea entre 200 y 2.000 coronas checas.

¿Quieres inmigrar? Recuerda que en Q’PASA tenemos varias guías para que puedas empezar a planear tu vida en otra nación. Si quieres ir a vivir a JapónSuizaHolandaAustraliaSingapurAlemaniaNueva ZelandaNoruegaDinamarcaEscociaGreciaSueciaHungríaItaliaAustria o Francia, acá te dejamos los artículos que te ayudarán a migrar.

Publicidadspot_imgspot_img

Lo último