Las cosas que nunca deberías hacer en Argentina

Si viajas a Argentina no olvides que temas que podrían parecer normales como el mate o la carne, podrían traerte más de un problema.

El país del tango, el buen vino y la carne de calidad, es indiscutiblemente uno de los destinos más visitados de Suramérica.

Hermosos paisajes con altas montañas y la famosa “La Pampa”, una larga y enorme costa, grandes ciudades como Buenos Aires y una saludable mezcla de culturas, son solo algunas de las cosas que hacen que esté en el top de los turistas.

Pero, como sabemos personalmente, siempre es difícil entender y seguir las diferentes costumbres de un país extranjero sin cometer un paso en falso. Así que hemos decidido compartir contigo algunas de las cosas que nunca deberías hacer en Argentina que te ayudarán a evitar miradas de desaprobación o malos momentos.

Sólo utilizar dinero digital

En Argentina puedes usar dólares estadounidenses en muchos lugares, pero será muy difícil gastar billetes grandes. Trata de llevar denominaciones de 5 y 10, especialmente son perfectos para moverse en taxi. Los cajeros automáticos no son tan comunes como cabría esperar en una gran ciudad, por lo que tener algo de efectivo a mano es definitivamente es el camino a seguir.

Usar joyas costosas en lugares públicos

Si miras de cerca, notarás que nadie en el ámbito público en Argentina está lleno de diamantes. Esto se debe a que los lugareños saben mejor que nadie que caminar con joyas costosas es una invitación para ser asaltados a plena vista.

Argentina no es más peligrosa que muchos otros lugares del mundo, pero algunos movimientos inteligentes pueden marcar la diferencia entre tener unas vacaciones sin problemas y pasar una hora en la comisaría denunciando un delito. Así que un consejo: deja tus artículos de valor en la caja fuerte del hotel.

Llegar a tiempo

Llegar a tiempo a cualquier evento programado es un error de principiante. Los turistas suelen inquietarse al presentarse a la hora acordada para quedarse esperando a que empiece el concierto, a que llegue un amigo o a que el restaurante tenga una mesa libre. Libérate de la frustración dándote media hora extra para llegar a algún lado y vencerás a Argentina en su propio juego.

Revolver el Mate

SI hay algo que identifica a los argentinos es el mate, así que sin duda es un obligado en tu instancia, pero ojo ¡No lo revuelvas! Es difícil no hacerlo, ya que aparentemente es para lo que sirve la bombilla de plata, pero revolver el mate es un pecado capital en Argentina e insulta al servidor o a la persona que prepara el mate. Es como ponerle sal a la comida frente a un chef sin probarla. Tosco, por decir lo menos. Deja la bombilla en paz, no importa cuánto quieras darle un giro.

No especificar en que término quieres tu carne

Prepárate para obtener un bistec seco y recocido si no especificas cómo deseas que se cocine tu bistec. Por increíble que parezca, aunque Argentina es el rey de la carne, y la gente prácticamente nace manejando el asado, aquí prefiren su carne muerta que muerta, así que lo mejor es pedir su bistec jugoso o a punto medio si quieres saborear toda la delicia de la carne argentina.

Salir de casa antes de las 10:00 a.m.

Si usted es el tipo de persona que tiene un trabajo de oficina y está acostumbrado a hacer cola con todos los demás viajeros alrededor de las 8 a.m, es posible que se lleve una sorpresa durante su estadía en Argentina. Casi nada pasa antes de las 10 am, y olvídate de tomar un café y el periódico a las 7 a.m, porque no hay nada abierto. Relájate y disfruta de un merecido descanso, porque de nada sirve salir temprano de casa.

Publicidadspot_imgspot_img