El trabajo que te puede llevar a un paraíso natural

El solicitante exitoso no solo podrá vivir y trabajar en las Maldivas, ganando $ 750 por mes, sino que también podrá permanecer en el alojamiento proporcionado por el resort durante todo un año.

Este puede ser el trabajo de tus sueños. Se trata de un resort de lujo en una isla paradisíaca en las Maldivas que está buscando a una persona para administrar su librería.

El solicitante exitoso no solo podrá vivir y trabajar en las Maldivas, ganando $ 750 por mes, sino que también podrá permanecer en el alojamiento proporcionado por el resort durante todo un año.

De acuerdo con la oferta, la tienda está en Soneva Fushi , un centro turístico en la isla de Kunfunadhoo en el atolón Baa de las Maldivas, y el trabajo consiste en administrar la librería casi por completo.

Explica que, deben dar la bienvenida a los invitados y brindar recomendaciones hasta mantener el inventario.

Debido a que Kunfunadhoo tiene la regla de ‘sin zapatos, no hay noticias’, es una isla aislada dedicada a alejarse del estrés cotidiano, se le conocerá como un ‘librero descalzo’.

El candidato ideal requerirá cierto nivel de experiencia en venta de libros o publicación.

Pero si puede manejar el aislamiento y el ritmo relajado de la vida, obtendrá muchas recompensas. Soneva Fushi se encuentra en medio de la Reserva de la Biosfera de la Unesco del Atolón Baa, un área famosa por su exuberante jungla, playas vírgenes y aguas cristalinas de color turquesa.

Si todo esto suena como su taza de té (y, para ser honesto, estaríamos preocupados si no fuera así), deberá estar libre para comenzar el trabajo en octubre.

Puede saber más sobre la librería y ponerte en contacto aquí.

Otros empleos que te pueden interesar

Lo normal es que un empleo, por maravilloso y divertido que pueda parecer al principio, con la rutina y el paso del tiempo se acabe convirtiendo en una pesadilla.

Pero existen algunas excepciones, hoy en Q’Pasa te contaremos algunos de ellos.

Abrazar bebés panda

- Patrocinado -

Aunque parezca mentira, esta profesión existe y, sí, recibes remuneración por ello.

Abrazar bebés panda en China y convivir con ellos durante un año es un empleo cada vez más demandado.

Pese a que puede resultar una tarea sencilla, estos pequeños mamíferos requieren de atención constante durante las 24 horas del día. Los mimos son una parte esencial en su desarrollo para que crezcan de manera sana y fuerte.

Catar colchones y almohadas

Los catadores de camas evalúan las prestaciones de algunos de los colchones más cómodos jamás diseñados.

Las tareas que desempeñan estos empleados son bastante sencillas: dormir cada noche en un colchón distinto poniendo a prueba su descanso y su comodidad a la hora de realizar diferentes tareas como leer o ver la televisión.

Los requisitos para acceder al puesto son muy asequibles, basta con ser mayor de edad y disponer de buena salud.

Catar chocolate

Se trata de uno de los empleos más extendidos ya que muchas chocolaterías famosas como Ferrero lo han puesto de moda.

Aunque en una primera impresión resulte un empleo sencillo, no lo es.

Los candidatos deben tener grandes dotes comunicativas para poder debatir con el resto de integrantes además de un alto nivel de inglés.

La gran mayoría de estos puestos están cubiertos por personalidades internacionales, por lo que este idioma es clave para que puedan entenderse.

Es importante no padecer ningún tipo de intolerancia alimentaria, alergias o restricciones dietéticas.

Evaluar hoteles

Este oficio consiste en alojarse en hoteles lujosos y escribir reseñas sobre sus instalaciones, restaurantes y comida, habitaciones, servicio y demás lujos.

Básicamente su trabajo es viajar, recorrer el mundo y conocer los mejores resorts y alojamientos.

Visitan excéntricos lugares y disfrutan de todas sus comodidades, pero también deben entrevistar a los empleados, analizar y examinar los dormitorios, la limpieza o la amabilidad de los recepcionistas.

Examinar toboganes acuáticos

Otro de los mejores trabajos del mundo es el de probar toboganes en centros recreativos y hoteles.

Las funciones principales del puesto están basadas en revisar la altura, velocidad, cantidad de agua y la seguridad del aterrizaje para los usuarios.

  • Imagen de portada tomada/ El Clarín
Publicidadspot_imgspot_img