¡Increíbles! Se revelan las primeras imágenes del telescopio espacial James Webb

Un lugar de nacimiento estelar y una nebulosa que rodea una estrella moribunda, son algunas de las maravillas del universo que captó el James Webber.

Aunque hayamos visto un poco del inmenso universo hasta ahora, es cierto que con el Telescopio James Webb hemos visto más lejos, más profundo y más claramente en el espacio que nunca antes.

Un lugar de nacimiento estelar, una nebulosa que rodea una estrella moribunda, un grupo de galaxias que interactúan estrechamente, el primer espectro de luz de un exoplaneta… Estas son algunas de las primeras imágenes del telescopio espacial James Webb, publicadas en una rueda de prensa de la NASA el 12 de julio.

Este cuarteto de escenas cósmicas sigue los pasos de la primera imagen publicada por el telescopio, una vista de miles de galaxias distantes, presentado en una sesión informativa en la Casa Blanca el 11 de julio.  

“En primer lugar, es realmente hermoso. Y está repleto de galaxias”, dijo Jane Rigby, científica de operaciones del JWST, en la sesión informativa del 12 de julio. “Eso ha sido cierto para todas las imágenes que hemos tomado con Webb. No podemos tomar una imagen del cielo en blanco. Dondequiera que miremos, hay galaxias por todas partes”.

Ir a fondo

Las galaxias capturadas en la primera imagen publicada se encuentran detrás de un cúmulo de galaxias a unos 4.600 millones de años luz de distancia. La masa de esas galaxias más cercanas distorsiona el espacio-tiempo de tal manera que los objetos detrás del cúmulo se magnifican, dando a los astrónomos una forma de observar más de 13 mil millones de años en el universo primitivo.

Incluso con esa asistencia celestial, otros telescopios existentes nunca podrían ver tan lejos. Pero el telescopio espacial James Webb, también conocido como JWST, es increíblemente grande: con 6,5 metros de ancho, su espejo es casi tres veces más ancho que el del telescopio espacial Hubble. También ve en las longitudes de onda infrarrojas de luz donde aparecen galaxias distantes. Esas características le dan una ventaja sobre los observatorios anteriores.

«Hay una nitidez y una claridad que nunca hemos tenido», dijo Rigby, del Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA en Greenbelt, Maryland. «Realmente puedes acercarte y jugar».

Aunque esa primera imagen representa la vista más profunda del cosmos hasta la fecha, «este no es un récord que se mantendrá por mucho tiempo», dijo el astrónomo Klaus Pontoppidan del Instituto de Ciencias del Telescopio Espacial en Baltimore en una rueda de prensa del 29 de junio. “Los científicos batirán ese récord muy rápidamente y profundizarán aún más”.

Acantilados cósmicos

Esta imagen muestra los “Acantilados Cósmicos”, parte de la enorme nebulosa Carina, una región a unos 7.600 años luz de la Tierra donde están naciendo muchas estrellas masivas. Algunas de las imágenes más famosas del telescopio espacial Hubble muestran esta nebulosa en luz visible, pero JWST la muestra en «fuegos artificiales infrarrojos», dice Pontoppidan.

Los detectores infrarrojos de JWST pueden ver a través del polvo, por lo que la nebulosa aparece especialmente salpicada de estrellas.

“Estamos viendo estrellas completamente nuevas que antes estaban completamente ocultas a nuestra vista”, dijo la astrofísica Goddard de la NASA, Amber Straughn.

Nebulosa espumosa

- Patrocinado -

La nebulosa del Anillo Sur es una nube de gas en expansión que rodea una estrella moribunda a unos 2.000 años luz de la Tierra. En imágenes anteriores del Hubble, la nebulosa parece una piscina oblonga con una cubierta de color naranja borroso y un diamante brillante, una estrella enana blanca, en el medio. JWST amplía la vista mucho más allá de eso, mostrando más zarcillos y estructuras en el gas de lo que podían ver los telescopios anteriores.

“Ves esta apariencia burbujeante, casi espumosa”, dijo el astrónomo del JWST Karl Gordon, del Instituto de Ciencias del Telescopio Espacial. En la imagen de la izquierda, que captura la luz infrarroja cercana del instrumento NIRCam de JWST, la espuma traza el hidrógeno molecular que se formó cuando el polvo se expandió alejándose del centro. El centro aparece azul debido al gas ionizado caliente calentado por el núcleo sobrante de la estrella. Los rayos de luz escapan de la nebulosa como el sol que se asoma a través de nubes irregulares.

Un quinteto galáctico

El Quinteto de Stephan es un grupo de galaxias a unos 290 millones de años luz de distancia que fue descubierto en 1877. Cuatro de las galaxias están involucradas en una danza gravitatoria íntima, con un miembro del grupo pasando por el núcleo del cúmulo. (La quinta galaxia en realidad está mucho más cerca de la Tierra y aparece en un lugar similar en el cielo). Las imágenes de JWST muestran más estructura dentro de las galaxias que las observaciones anteriores, revelando dónde nacen las estrellas.

«Esta es una imagen y un área muy importante para estudiar», porque muestra el tipo de interacciones que impulsan la evolución de las galaxias, dijo la científica del JWST Giovanna Giardino de la Agencia Espacial Europea.

De acuerdo con lo dicho por los expertos esto recién empieza, ya que ahora comienza su primera ronda de operaciones científicas completas. “Hay mucha más ciencia por hacer”, dicen. “Los misterios del universo no terminarán pronto”.

*Fotos tomadas de la página oficial de NASA www.nasa.gov/webbfirstimages

Publicidadspot_imgspot_img