Esta es la nueva tendencia de comprar castillos abandonados en Francia y transformarlos

Ha despertado un gran interés por la compra de castillos en Francia, la venta de estas hermosas propiedades en el campo han aumentado un 40% en el ultimo años.

Los castillos y las mansiones en Francia se han vuelto muy atractivas en el mercado inmobiliario francés. La idea de ser dueño de un castillo es realmente estimulante, el año 2020 fue un año récord con un 40% de ventas adicionales para propiedades de prestigio.

Después de la crisis sanitaria, se registró un significativo aumento del interés de las personas por vivir a las afueras de la ciudad, en lugares donde sea possible tener conexión con el campo sin dejar atrás todas las comodidades.

Hay una explosión en el número de castillos puestos a la venta, 1.500 contra 800 hace diez años (de los 20.000 castillos listados en territorio fancés). Un fenómeno que va acompañado de una caída de los precios, de un 30% de media. Los compradores ahora tienen la oportunidad de encontrar una vivienda por menos de 900.000 €.

La vida en un castillo parace de un cuento de hadas, sin embargo, muy pocas personas logran sostener una propiedad de tal magnitude; los gastos corrientes (seguros, luz, etc.) pueden ascender fácilmente a 40.000 € anuales, sin contar el mantenimiento permanente que requieren estas honorables residencias. 

El mercado de los castillos se ha duplicado en casi 10 años. Aunque, para ser propietario de un castillo de 800 metros cuadrados cerca de Nevers (Nièvre), se necesitan 537.000 euros, tambén es necesario prever 1,25 millones de euros para que un castillo sea completamente renovado.

Actualmente un oleaje de la ciudad hacia el campo favorece la venta de castillos, las personas adineradas están comprando estas propiedades y las está transformando en viviendas, inclusive hay quienes transforman los lugares para abrirlos al público de una forma u otra: habitaciones de huéspedes, zoológico, etc.

Publicidadspot_imgspot_img