Las profecías del fin del mundo que aterrorizan a la humanidad en estos momentos

Muchos han predicho la destrucción de la humanidad a través de inundaciones, incendios y cometas. ¿Cuál será nuestro verdadero fin?

Los líderes religiosos, los científicos e incluso una gallina (o eso parecía) han estado haciendo predicciones sobre el fin del mundo casi desde que el mismo mundo existe. Han predicho la destrucción de la humanidad a través de inundaciones, incendios y cometas; por suerte para nosotros, nada de eso ha sucedido.

Sin embargo, eso no quiere decir que no sigamos preocupados por las posibilidades de que una de estas profecías se cumpla y terminemos siendo simplemente historia, porque de acuerdo con los pronósticos hay muchas formas aterradoras en las que podamos dejar de existir.

Si bien algunos de estos escenarios podrían ser inminentes, otros no sucederán por algún tiempo. De cualquier manera, no impide que el temor existencial se apodere de nuestros pensamientos. Incluso podríamos convertirnos en preparadores del fin del mundo después de esto.

Por eso, en Q’ Pasa, te contamos sobre las profecías del fin del mundo que aterrorizan a la humanidad en estos momentos.

Súper volcán

Aunque suene irreal o difícil de creer, la NASA lo confirma; en el mundo se sabe que existen cerca de 20 supervolcanes y se les denomina así porque tienen una capacidad eruptiva 100 veces mayor que la de un volcán normal.

En este escenario, el supervolcán de Yellowstone es considerado uno de los más grandes del mundo, se estima que se creó hace 600 mil años y que su última erupción data de 175 mil años atrás. Por esta razón los especialistas están preocupados, la magnitud de su estructura geológica y el tiempo que tiene sin hacer erupción podría representar el fin del planeta.

Este volcán es catalogado por la NASA como una de las mayores amenazas naturales, porque al estallar desataría un invierno volcánico, es decir, una nube de ceniza que desordenaría el clima e impediría a la civilización tener acceso a los recursos naturales y la comida, provocando que el mundo entre en hambruna global.

En este sentido, las Naciones Unidas estimó que las reservas de alimentos en todo el planeta Tierra durarían sólo 74 días.

Robots según Stephen Hawkins

Mientras que los autores de ciencia ficción llevan años diciendo que los robots dominarán el mundo, el físico Stephen Hawking afirma que no fue cosa de risa y que se basó en la realidad. Dijo que, si la inteligencia artificial se replica a sí misma, eventualmente dominará a la humanidad y nos eliminará.

Para Hawking la inteligencia artificial desarrollada hasta ahora ha probado ser muy útil, pero teme que una versión más elaborada de IA “pueda decidir rediseñarse por cuenta propia e incluso llegar a un nivel superior”.

“Los humanos, que son seres limitados por su lenta evolución biológica, no podrán competir con las máquinas, y serán superados”, comentó el científico en 2014.

Predicción del MIT

- Patrocinado -

Según un programa de simulación de computadora hecho por el MIT en 1972, el mundo acabaría a mediados del siglo XXI. Algunos afirman que todo lo planteado por el software se ha cumplido hasta ahora.

En la década del 70, un modelo de simulación computacional, denominado World One, a cargo de científicos del Instituto tecnológico de Massachusetts (MIT) determinó que a la humanidad le queda muy poco tiempo de vida. Para ser más exacto civilización probablemente colapsaría para 2040.

El encargado de la investigación fue Jay Forrester, reconocido pionero de la informática. Forrester tuvo la misión de desarrollar un programa capaz de predecir el destino de nuestra civilización.

El programa que creó se nombró «World One» y los resultados obtenidos lejos están de ser esperanzadores: el planeta no podria sostener el ritmo de la expansión industrial y poblacional más allá de 2040.

‘World One’ definió que a partir del año 2020 la calidad de vida en la Tierra cambiaría drásticamente, por lo que a partir de ese año comenzaría la cuenta regresiva hacia el inminente destino final de la humanidad. Con la llegada del coronavirus en este año, esta teoría empezó a cobrar más fuerza.

El brillo del sol

El Sol tiene aproximadamente 4.600 millones de años, calculado según la edad de otros objetos del Sistema Solar que se formaron aproximadamente al mismo tiempo. Según las observaciones de otras estrellas, los astrónomos predicen que llegará al final de su vida en unos 10 mil millones de años más.

Hay otras cosas que sucederán en el camino, por supuesto. En unos 5 mil millones de años, el Sol se convertirá en una gigante roja. El núcleo de la estrella se encogerá, pero sus capas externas se expandirán hasta la órbita de Marte, envolviendo nuestro planeta en el proceso. Si es que aún está allí.

Una cosa es segura: para entonces, ya no estaremos. De hecho, a la humanidad solo le quedan unos mil millones de años a menos que encontremos una manera de salir del planeta. Esto se debe a que el brillo del Sol aumenta en aproximadamente un 10% cada mil millones de años.

Un planeta choca con el nuestro

Los científicos también creen que podríamos tener una colisión planetaria con la Tierra. Esto sucedería si un planeta rebelde entrara en nuestro sistema solar y se dirigiera directamente hacia nosotros. No tiene precedentes, ya que también creen que esto le sucedió a la Tierra hace miles de millones de años y formó la Luna.

Guerra nuclear

La guerra nuclear es un juego de suma cero. Una vez que una bomba estalla, otras seguirán, lo que resultará en una devastadora pérdida de vidas y una cataclísmica lluvia radiactiva. Aquellos que sobrevivan vivirán en un mundo mucho más oscuro.

Muchos han predicho que, con el aumento de la tensión entre Estados Unidos y Rusia, China y Corea del Norte, una guerra nuclear podría ser inminente.

De hecho, tuvimos un abrebocas con el conflicto entre Rusia y Ucrania que ha puesto en vilo a todo el planeta. Por lo que este supuesto es uno de los que más preocupa.

Inversión del campo magnético de la Tierra

Hace unos 780.000 años, los polos de la Tierra se invirtieron y los científicos predicen que está preparado para volver a hacer lo mismo. La inversión de los polos de la Tierra podría tener efectos seriamente devastadores en nuestra red eléctrica y en los satélites que ayudan a mantener nuestros sistemas en funcionamiento. Sin ellos, podría desestabilizar el mundo y no habría mucho que pudiéramos hacer al respecto.

La predicción de Newton

El científico británico Isaac Newton, descubridor de la ley de gravedad, previó que el fin del mundo llegará en 2060, según una exposición en la Universidad Hebrea de Jerusalén.

La exposición reveló unos documentos sobre el trabajo y las investigaciones del científico, que vivió entre 1642 y 1727, de las que se deduce que, además de la física y la alquimia, estudió profecías apocalípticas escritas en la antigüedad.

Entre los manuscritos del científico hay uno en el que trata de calcular el fin del mundo según el libro del profeta Daniel en el Antiguo Testamento y llega a la conclusión de que se producirá en el año 2060.

En otros, analiza textos hebreos consagrados en la liturgia judía, así como fragmentos del filósofo y médico cordobés Maimonides.

Agujero negro

Los científicos han predicho que enormes agujeros negros errantes podrían dirigirse hacia la Tierra y tragarnos. Lo que es aún más aterrador es que lo sabríamos durante años y no podríamos hacer nada al respecto. Hasta ahora, han encontrado 60 de estos agujeros negros. Con suerte, uno no se nos acercará pronto.

Apocalipsis zombi

Según el astrólogo del siglo XVI, Nostradamus, un científico de Rusia creará un arma biológica que podría ser una muy mala noticia para la humanidad.

El arma creará un virus que convertirá a las personas en zombis y eventualmente nos extinguirá.

Esto es lo que dijo: “Pocos jóvenes: medio muertos para empezar. Muertos por despecho, hará brillar a los demás, y en un lugar exaltado acontecerán algunos grandes males”.

“Tristes conceptos vendrán a perjudicar a cada uno, Temporalmente dignificado, la Misa a triunfar. Padres y madres muertos de penas infinitas, Mujeres de luto, la pestilente monstruita: El Grande por no ser más, todo el mundo por acabarse”.

Superpoblación

La Tierra solo puede sustentar a un número limitado de personas, pero esto es especialmente cierto con el aumento del consumo de energía. Los científicos, incluido Stephen Hawking, han predicho que, dada nuestra trayectoria de población actual, la Tierra tiene 600 años antes de ser inhabitable.

Una nueva pandemia según Bill Gates

El filántropo y cofundador de Microsoft, Bill Gates, ha advertido de que en un futuro el mundo podría sufrir una nueva pandemia “natural o intencinada” que podría suponer el fin de la sociedad si es más mortífera que el covid. Por eso, Gates ha abogado por la creación de un organismo dentro de la OMS que prevenga de estas catástrofes sanitarias.

El filántropo, poco dado a catastrofismos, pero si a decir lo que piensa, ha dejado claro que cree probable que la humanidad sufra otra pandemia “natural o intencionada” más mortal que el coronavirus.

“Considerando que la COVID-19 se ha cobrado 20 millones de víctimas en todo el mundo y un millón solo en Estados Unidos, podemos decir que tuvimos suerte. La tasa de mortalidad por caso ha sido del 0,2 %. Si surge otro virus con una virulencia similar a la COVID-19, pero con una tasa de mortalidad mucho más alta, digamos, 5%, podría ser el fin de la sociedad”, señaló Bill Gates en una charla en la cumbre Time 100.

“La posibilidad de que se produzca otra crisis sanitaria en los próximos veinte años es superior al cincuenta por ciento”, afirmó.

Apocalipsis católico – cristiano

La Biblia tiene algunas de las imágenes de los últimos tiempos más aterradoras de la historia, y predice que cuando el mundo termine, estará lleno de guerras, hambre, terremotos, tribulaciones y sufrimiento. Liderados por una figura del Anticristo, se levantarán 10 reinos y sus ejércitos marcharán hacia Israel. Muchos han intentado y fallado en predecir cuándo sucederá esto. Los teóricos de la conspiración actuales creen que sucederá en 2025.

Publicidadspot_imgspot_img