¿Serías capaz de soportar un vuelo de 19 horas sin escalas?, esta propuesta podría convertirse en los vuelos comerciales directos más largos del mundo.

 A finales de este año se realizarán los vuelos de prueba, cada uno con hasta 40 pasajeros a los cuales se les monitoreará los efectos de los llamados viajes de ultra larga distancia en el cuerpo.

Tanto los pilotos, como tripulantes y pasajeros serán los conejillos de Indias que participarán en los tres vuelos de prueba en el el nuevo Boeing 787-9, del proyecto llamado Sunrise Qantas.

Los vuelos de prueba se realizarán en el transcurso de tres meses, de octubre a diciembre, dos de Nueva York a Sydney y uno de Londres a Sydney; esta será la primera vez que una aerolínea comercial vuele directamente desde Nueva York a Australia y la segunda desde Londres a Sydney.

El presidente ejecutivo de Qantas, Alan Joyce, dijo que «Volar en distancias ultra largas presenta muchas preguntas de sentido común sobre la comodidad y el bienestar de los pasajeros y la tripulación».

Cada vuelo solo llevará un máximo de 40 personas, incluida la tripulación, esto con el propósito de minimizar el peso y aumentar el rango de combustible; los empleados de Qantas usarán dispositivos tecnológicos y participarán en experiencias específicas en diferentes etapas del vuelo, que dura aproximadamente 19 horas.

 Se espera que se tome una decisión final a fines de diciembre de 2019 y así permitir que la aerolínea opere sus  servicios sin escalas desde Sydney a Londres y Nueva York en 2022.

Publicidad